viernes, 29 de julio de 2016

MEDICINA OCUPACIONAL UCAB - SANTA INÉS (Y 2)

Nubys Silva, nefrólogo y médico ocupacional

“Esto es un mundo aparte”

Le gusta mucho la forma de trabajar en Santa Inés. Dice que los médicos tienen apoyo y el trato humano al paciente es “A, número 1” y que laborar aquí la ayudó a crecer en el plano profesional.

Seguridad y Salud de la UCAB para cumplir con los exámenes médicos a los trabajadores, debe contratar a médicos ocupacionales registrados ante el Inpsasel por Medicina Ocupacional. La oficina ucabista contrata a los mismos médicos ocupacionales, desde el año 2013, que también trabajan en el Centro de Salud Santa Inés.
Melissa Hernández de Recursos Humanos de Santa Inés informó que son cuatro los médicos certificados que laboran en los operativos que hace la Universidad para los cuales contrata los servicios del Centro: Adonis Leal (geriatra), María de los Ángeles Diez (neumonólogo), Verónica Crespo (reumatólogo) y Nubys Silva (nefrólogo) que es nuestra entrevistada.
La doctora Nubys es de familia tachirense. Es de piel muy blanca, de cabello lacio y lleva flequillo. Internista y con especialidad en nefrología, cursó el diplomado en Salud ocupacional en Avepane en el año 2010.
Le preguntamos sobre las ventajas de los exámenes pre y post vacacionales a los empleados.

Su hermana Luz  es endocrinólogo en el Centro de Salud

--Realmente son positivos porque hay muchas patologías que puede presentar una persona, que si no son indagadas, pueden pasar desapercibidas. En la Universidad atendemos a empleados administrativos, técnicos, obreros y docentes.  Se evalúa al paciente de acuerdo al riesgo que está expuesto por su condición laboral. A veces, el trabajador se queja de un dolor crónico  y se comienza a hacer una exploración dirigida, de esta manera se puede prevenir una lesión o encontrarla. El objetivo de esta medicina es prevenir y un diagnóstico ocupacional implica estudios que pueden durar mucho porque puede haber una condición preexistente y hay que hacerle el seguimiento al trabajador. Se han dado muchos casos de personas que no sabían que sufrían de tensión alta, de colesterol, aunque estas patologías no estén relacionadas con un oficio específico, pero son el resultado de los estudios de laboratorio. “Hasta ahora, no puedo decir que he encontrado una enfermedad ocupacional y parte de nuestro deber es hacer las recomendaciones apropiadas de salud al empleado. Esto es un mundo aparte y existe un posgrado en la UCV”, explica la doctora Silva.

El riñón es un órgano muy noble
Silva al graduarse de médico internista en el Hospital Domingo Luciani y pasar por todas las áreas, escogió su especialización por descarte. No se veía en cardiología ni en gastroenterología, entre otras, y se inclinó por la nefrología.
“La principal causa de enfermedad renal es por descuidar la diabetes y la hipertensión y el daño es tan grave, que cuando el paciente llega al consultorio está ya muy enfermo “y qué difícil es decirle a un paciente que debe hacerse diálisis. El riñón es un órgano muy noble y puede pasar entre 10 y 15 años sin dar ningún síntoma”, dice Nubys.
Silva trabaja en Santa Inés desde el 2006, y acude dos días a la semana como urólogo. También pasa consulta en el Ambulatorio de Antímano como médico internista.

Sus hijos pertenecen al Sistema de Orquestas Juveniles

“Me gusta mucho la forma de trabajar en Santa Inés. Tenemos apoyo y el trato humano al paciente es “A, número 1”. Me ayudaron a crecer en el plano profesional. Yo antes de llegar aquí trabajé desde 1998 en diálisis en unidades privadas hasta el 2009, en que abandoné esta tarea que es muy estresante y no se puede contar con vida personal”.
Su vida aparte de la medicina es compartir con sus dos hijos que son adolescentes (18 y 19 años). Los dos pertenecen al Sistema de Orquestas Juveniles y se dedica a ellos 100% en las tardes y fines de semana. Su hija Nubys estudia segundo semestre Educación Preescolar en la UCAB y practica violín, mientras que su hijo Nelson, la viola.
La doctora es seguidora de las series cómicas viejas que transmite Warners y le sirven para desestresarse. Antes iba mucho a Tucacas con sus hijos, pero la situación país la ha obligado a eliminar muchas salidas. “Por la inseguridad, se me hace muy difícil dejar ser más libres a mis hijos. Todo es más complicado en este momento”.
Es hermana de la endocrinólogo, Luz Silva que también labora en Santa Inés. También hay otra hermana que es ingeniero de Sistema y vive en Valencia pero se dedicó a la repostería profesional.



Entrevista María Fernanda Mujica Ricardo

Fotografías Odette Little

NOTICIAS DEL VOLUNTARIADO UCAB

Profesionales del Voluntariado UCAB finalizan curso del BID

El diplomado virtual Gestión de Proyectos para Resultados del año 2016, que ofrece el Instituto Interamericano Para el Desarrollo Económico y Social (INDES) y el Banco Interamericano de Desarrollo (BID) fue finalizado por el equipo integrado por Pily Méndez Quintero (coordinadora del Voluntariado UCAB Estudiantil), Yaneliz Lafee (coordinadora de Comunicaciones de la dirección de Proyección y Relaciones Comunitarias), Lewiss Pernía (profesor y  sociólogo del Centro de Asesoramiento y Desarrollo Humano),Sonia Borges (psicóloga del Centro de Asesoramiento y Desarrollo Humano) y Aimara Morales (coordinadora de gestión Estudiantil de la dirección General de Desarrollo Estudiantil), con su proyecto ganador en marzo ante los organismos internacionales que escogieron su plan “Profesionalización del (y sobre) Voluntariado a partir de la experiencia del Voluntariado UCAB” para ser ejecutado.  El trabajo final fue un video producido por el equipo ucabista que quedó seleccionado como el mejor por los otros participantes de la región latinoamericana.
Existe la posibilidad de que a futuro el BID financie el proyecto. El objetivo del mismo busca la formación integral de los estudiantes ucabistas que hacen vida en contacto directo con las distintas realidades del país, la sistematización de procesos formativos, el registro de buenas prácticas, el acompañamiento de experiencias y el desarrollo local de las comunidades con las que nuestra universidad está socialmente comprometida.
El diseño del proyecto es del equipo interdisciplinario de profesionales (arriba mencionado) que ha estado vinculado con el Voluntariado UCAB, desde tiempos en que eran estudiantes.
El curso realizado entre abril y junio, hizo hincapié en la importancia del acompañamiento directo y la formación de los profesores guías como garantía del proceso integral de los estudiantes desde la experiencia de ser voluntario. Su objetivo fue presentar las herramientas modernas de planificación y gestión de proyectos de desarrollo con base en las mejores prácticas internacionales.

                         Foto cortesía Voluntariado UCAB



ENFERMERAS DEL CENTRO DE SALUD SANTA INÉS UCAB

"Es necesaria la Unidad de Apoyo al Paciente, dice Yully Ramírez"

“Pienso que no se debe tratar a ningún paciente diferente, ya sea por su posición económica o cualquier otra variable, a todos los pacientes hay que atenderlos con la misma humanidad y con el mismo respeto”

Yully Ramírez quiso ser enfermera desde chiquita. Es de Ocumare del Tuy. A la edad de 15 años vino a Caracas a terminar el bachillerato en el horario nocturno. Al salir del liceo, trabajó muy duro prestando servicio en casas de familia para poder pagar sus estudios de enfermería. A los 17 años, recién graduada de enfermera, trabajó en el Geriátrico Hogar San José, en Los Dos Caminos, y después de cuatro años de servicio renunció para trabajar con pacientes privados y adquirir nuevas experiencias. Luego, así como se fue, regresó al Geriátrico para trabajar durante tres años más, el cual le abrió nuevamente sus puertas. En su experiencia enfatiza que: "A pesar de que muchos residentes son personas adineradas, las familias no los visitan. Eso sí da lástima, era muy deprimente. Pero para eso estamos ahí las enfermeras, porque hacemos de todo un poquito. Alimentarlos, bañarlos, alegrarles el día."

Trabajando en el geriátrico, un día Yully acompañó a una amiga, Amalia Dávila, a hacerse una endoscopia, también enfermera de Santa Inés en aquel tiempo. Cuando llegó al Parque Social, como ella realza, “vio el paraíso”. Quedó encantada con el ambiente laboral y sus instalaciones. Le pareció muy lindo, le impresionaba no haberlo conocido antes, ya que en aquel entonces habitaba cerca de la estación Ruiz Pineda. Desde el primer encuentro, Yully supo que quería trabajar aquí y pertenecer al equipo. Su amiga le dijo que haría el enlace con el ya fallecido gastroenterólogo Carlos Eduardo Paradisi para poder meter su currículo, ya que habían trabajado en juntos mucho tiempo en El Algodonal. Dice que le costó entrar. Había metido su currículo en marzo de ese año y la llamaron cuatro meses después para entrevistarla. Luego de la entrevista y las pruebas psicotécnicas, a los meses vio una llamada perdida de la licenciada Mariana Borges en la noche e intuyó la buena noticia. Era tanta su emoción que veló con ansias a que amaneciera. La llamaron un jueves y dijo que empezaría lo más pronto posible, el lunes siguiente. Comenzó en agosto del 2009 y luego de dos meses de prueba quedó fija el 1 de octubre. La espera había terminado.

Quiso ser enfermera desde niña

Su experiencia en Santa Inés comenzó en el área de cardiología porque allí había una vacante libre en aquel momento. Duró dos años en ese servicio. Para ella fue una experiencia única porque es su área de servicio favorita. No sabe si es porque comenzó allí o porque como afirma "es muy movido". Comenta que  "Antes de que llegaran los médicos debía tener al paciente pesado, tallado, con el electrocardiograma funcional, y el número de factura del paciente. Había tres médicos en cardiología y es el área de servicio a la que asisten más personas." Trabajó con los doctores Daniel Gutiérrez, José Arias y María Luisa Berrizbeitia. Hasta ahora suman siete años trabajando en Santa Inés y ha prestado sus servicios en cada una de las actividades médicas que se ofrecen en la institución. La licenciada María Evelia Ochoa, coordinadora de Enfermería, es quien se encarga de hacer rotar a las enfermeras por cada área de servicio. "Estuve el año pasado de rotativa. Una como enfermera pasa por todos los servicios. Fue una rutina que me gustó bastante porque nos da más experiencia y aprendemos nuevas técnicas y conocimientos."

El año 2010 fue crucial para ella. Durante aquella época tuvo que ser fuerte y tener templanza para luchar contra las adversidades. Vivía en Los Telares de Palo Grande hasta que ocurrió la vaguada de ese año y quedó damnificada. "Era diciembre, gracias a Dios yo no estaba ahí, estaba de visita en la casa de mi mamá en Ocumare. Eso ocurrió como el 22 de diciembre y cuatro días después, el 26, me enteré. Vi unas imágenes en Facebook sobre lo ocurrido. Visualicé mi casa al fondo y no lo podía creer. Al día siguiente regresé a Caracas para ver que había pasado con mi casa".
Tiene dos varones, de 10 y 3 años,  y una niña de 7. Estuvo en un refugio desde ese año hasta el 2012, en la sede del Ministerio para Transporte y Comunicaciones en el municipio Chacao. "Fue una época muy fuerte, vivíamos arrimados, las literas una al lado de la otra". Se dio cuenta que este sitio en donde labora se preocupa realmente por sus empleados. Mientras vivía ahí y trabajaba, Santa Inés le brindó todo su apoyo. "A Santa Inés lo de solidario le queda pequeño".

Presta todo su apoyo a quienes más lo necesitan

De Santa Inés lo que más la motiva es su gente. "Somos diferentes aquí, todos estamos pendientes de que nos llevemos bien unos con otros para ser un buen equipo. Yo soy muy extrovertida, me llevo bien con todas mis compañeras, y las conozco a todas porque pasé por todos los servicios. En ocasiones me dicen que soy la madre Teresa de Calcuta porque quiero ayudar a todo el mundo. A mis vecinos, a mis compañeros, a los pacientes, ya sea con las muestras médicas o con las medicinas, con todo lo que pueda ayudar. A veces me dicen la esclava Isaura porque me quedo un poquito más de tiempo. Lo único que me detiene son mis hijos, si los tengo que ir a buscar al colegio, pero de resto a veces me quedo, no tengo problema. Yo pasé mucha necesidad, entrego mi ayuda porque muchas veces yo la necesité. Me gusta ayudar, Santa Inés me ayuda a ser solidaria con los demás."

Por otra parte, recalca la importancia de la Unidad de Apoyo al Paciente. "Ayudamos a los pacientes más necesitados, aquellos que no tienen el dinero o no les alcanza. En muchas ocasiones la persona viene a una consulta, el doctor le manda a hacer exámenes y no le alcanza en ese momento, pero por el estado crítico de la persona se le mandan a hacer. Somos muy humanitarios en ese sentido, a diferencia de otros hospitales, donde si no tienes no te atienden y punto. Es importante, necesario, que tengamos este servicio porque trabajamos con personas de comunidades de escasos recursos, aunque igual si no existiese esto, de alguna u otra manera buscaríamos la manera de ayudarles. Hasta uno mismo a veces no tiene y le prestan a uno esa mano solidaria", manifiesta
Lo que más le gusta de su oficio es ayudar al paciente con la necesidad que tenga. "Yo siempre he sido solidaria. Ejerzo mi profesión con el corazón porque es lo que me gusta. Lo mismo que hago aquí adentro en Santa Inés lo hago en la calle con el mismo orgullo. Pienso que no se debe tratar a ningún paciente diferente, ya sea por su posición económica o cualquier otra variable, a todos los pacientes hay que atenderlos con la misma humanidad y con el mismo respeto", finaliza. 


Entrevista y fotos: Odette Little